Skip to main content
El Nacimiento de Jesús: Dos Relatos Evangélicos

Introducción a los dos relatos de la infancia

Encienda el sonido de su computador para escuchar la narración. Use los controles al final de la página para detenerse, comenzar, adelantar o regresar.

Transcript

El segmento introductorio sobre “Las tres etapas de la formación de los Evangelios” resaltó que la “etapa” más importante para la fe cristiana es aquella en que se escribieron los Evangelios. Tal es el caso, pues éste es el momento en el que podemos discernir las reflexiones inspiradas de los evangelistas sobre lo que Jesús significaba para ellos y sus comunidades. Nuestra tendencia actual de siempre querer tener información históricamente verificable, en ocasiones puede llevar a los cristianos a olvidar que cuando leemos los Evangelios no estamos leyendo simplemente “historia” —en un sentido moderno. Esto nos puede conducir a perder de vista el sentido religioso de lo que leemos.

 

Este principio es quizás el más importante cuando leemos los relatos de la infancia en los Evangelios de Mateo y Lucas. Aunque los Evangelios contienen ciertos datos históricos, estos capítulos son especialmente guiados por intereses teológicos. Perspectivas propias de la “tercera etapa” —en la que se hacen claras las preocupaciones, ideas y temáticas de los escritores — predominan en sus relatos de la infancia. Ambos relatos resumen e introducen los temas teológicos que distinguen a cada evangelista.

 

Reconocer las voces únicas de Mateo y Lucas es aún más difícil puesto que usualmente mezclamos las dos historias en nuestras tradiciones navideñas. La particularidad de sus ideas se puede perder de vista fácilmente en una historia combinada —lo cual ocurre con frecuencia en los pesebres— en la cual, por ejemplo, los reyes magos de Mateo encuentran a Jesús en el pesebre de Lucas. 

 

He aquí algunas de las diferencias más notables en los argumentos que aparecen en los dos relatos. Más adelante exploraremos los elementos teológicos comunes.

Lugares distintos:

En el relato de Lucas, María y José son galileos que viajan hacia Belén de Judá debido a un censo romano. El Jesús recién nacido es puesto en un pesebre. La familia regresa a Nazaret después, posiblemente haciendo una parada en el Templo de Jerusalén en su camino. En el Evangelio de Mateo, María y José aparecen como residentes de Belén, donde residen en una casa. Después de huir a Egipto para escapar de las órdenes asesinas de Herodes el Grande, se reubican en la región de Galilea.

 

Personas distintas

El evangelista Lucas compara constantemente a Jesús con Juan el Bautista, quien no es mencionado para nada en el relato de la infancia según Mateo. En el relato según Mateo, el nacimiento de Jesús es advertido por unos sacerdotes extranjeros, los Magos. En Lucas son unos pastores judíos humildes quienes primero reciben la noticia.

 

Actitudes distintas

En el relato según Mateo, el Rey Herodes en Jerusalén sale por la región a buscar al niño Jesús para matarle. En el relato de Lucas, el niño es proclamado públicamente en el mismo corazón de Jerusalén por Simeón y Ana. Lucas nos presenta a la familia de Jesús yendo fielmente a Jerusalén, pero en Mateo ellos evitan la ciudad.

 

Énfasis distintos

En el relato según Mateo José tiene un papel protagónico. Él es quien recibe instrucciones de parte de Dios por medio de una serie de sueños. En el relato según Lucas, María tiene el papel protagónico. Ella es quien escucha y guarda la palabra de Dios. El relato según Lucas incluye un número único de “cánticos”, mientras que Mateo ofrece una serie de pasajes que hablan del  “cumplimiento de las profecías mesiánicas”, los cuales ponen a Jesús directamente en relación con la historia de Israel. Mateo comienza el relato de la infancia con una genealogía de Jesús que va desde Abraham hasta José y María. La genealogía en Lucas está ubicada al comienzo del ministerio público de Jesús y va desde José hasta Adán.  Ahora que hemos introducido los distintos aspectos de sus relatos, por favor continúe con los comentarios específicos sobre Mateo y Lucas para explorar los mensajes religiosos que cada uno nos comparte.