Skip to main content
El Nacimiento de Jesús: Dos Relatos Evangélicos

El nacimiento de Jesús en nuestro día

Encienda el sonido de su computador para escuchar la narración. Use los controles al final de la página para detenerse, comenzar, adelantar o regresar.

Transcript

Un principio clave de interpretación bíblica católica es que una vez que se estudian los textos de las Escrituras en su contexto histórico y literario, estos textos deben ser actualizados o hechos vida en la comunidad cristiana del presente. He aquí algunas ideas para seguir reflexionando sobre cómo actualizar los relatos de la infancia hoy en día.

Los relatos de la infancia y la Navidad

Cada año nos encontramos con el problema de la comercialización de la Navidad. Mientras que los cristianos celebramos apropiadamente la venida de “la Luz del mundo” (prestando una imagen del Evangelio de Juan) con luces y decoraciones, el sentido pleno del nacimiento de Jesús puede fácilmente diluirse entre muñecos de nieve, carruajes y una avalancha de comerciales. El estudio de los distintos relatos de la infancia nos pueden ayudar a reorganizar nuestras prioridades. 

Cada relato de la infancia sirve como introducción a los dos Evangelios y cada uno a su manera sirve como una introducción a lo que Jesús significa, convirtiéndose así en una invitación a creer en él. ¿Cómo podemos, entonces, celebrar la Navidad comprometiéndonos (una vez más) a renovar nuestro discipulado?

Esperanza de liberación

Ambos relatos de la infancia declaran que con el nacimiento de Jesús la esperanza que Israel tuvo por mucho tiempo de ser liberado se ha comenzado a hacer realidad. Dicha esperanza resuena más profundamente en aquellas comunidades que experimentan la opresión. Sin embargo, estos textos desafían a las comunidades más afortunadas a discernir cómo contribuyen al sufrimiento de otros, ya sea con sus acciones o su falta de acción. Las esperanzas que el mundo pone en el niño Jesús deben ser abrazadas por sus discípulos en nuestro día.

Usando términos de Lucas, ¿reconocemos los cristianos de hoy “el pesebre del Señor”? ¿Apreciamos la manera como Dios se identifica plenamente con los desafíos de lo ordinario y de los que son vulnerables? Usando términos de Mateo, ¿vemos que este niño que es Emmanuel, “Dios-con-nosotros”, es el mismo que instruye a sus seguidores a darle de comer a los que tienen hambre, vestir al desnudo y ayudar al enfermo (Mt 26:31ss)?

La identidad judía de Jesús

Los relatos de la infancia resaltan de distintas maneras la identidad judía de Jesús. El perfil de Jesús por parte de Mateo encarnado la historia de Israel insinúa que la relación de alianza entre Dios e Israel ha llegado en Jesús a un punto más profundo de intimidad. Para los cristianos, él es el paradigma de vivir la alianza con Dios perfectamente. ¿Cómo puede la Navidad ser un tiempo para que los cristianos nos acerquemos más a Jesús en su identidad judía?

Zacarías, en el Evangelio de Lucas, canta que el nacimiento de Jesús librará a Israel del miedo de los ataques de los Gentiles. Trágicamente, el crecimiento de la población cristiana no ha permitido que los judíos sirvan a Dios sin miedo. ¿Cómo puede la Navidad ser una ocasión para que los cristianos nos comprometamos una vez a respetar y establecer amistad con el pueblo judío y su tradición?